miércoles, 27 de febrero de 2013

No sé que hago aquí. Ni si quiera sé si realmente la gente me valora. Siento que escribiendo aquí estoy segura ya que probablemente nadie que de verdad se preocuparía lo leerá. Me siento mal conmigo misma, siento que no he dado lo mejor de mí y ahora viene todo lo malo hacía mi, como si fuera una pelota que he ido haciendo grande y ahora me la han empujado hacia mí. Siento que nada vale la pena, que me esfuerzo para nada. Que cuando intento dar lo mejor de mí, siempre tiene algún comentario que lo jode todo. No diré que no le quiero, porque es la persona más importante en este mundo, pero duelen tanto sus palabras, y sobretodo, la forma en que lo dice.

En definitiva, sólo quien te hace llorar es quien te puede consolar.